SEABOARD

Planta flotante Estrella del Mar II, en el río Ozama, frente a los barrios El Timbeque, Borojol y Villa Francisca de Santo Domingo.

Frente a la desinformación, información

Desde el inicio de este año 2021, distintas voces han iniciado una cruzada de desinformación en contra de nuestra empresa Seaboard, acusándole de ser una fuente de contaminación del río Ozama, de la Ciudad Colonial y de las comunidades cercanas a El Timbeque, donde está nuestra planta flotante, en el río Ozama.

Las mencionadas han sido solo unas pocas de las muchas noticias falsas que se han ido difundiendo de manera creciente, a medida que se acerca la llegada de nuestra nueva planta flotante Estrella del Mar III, que sustituirá la existente Estrella del Mar II.

En ningún caso se ha presentado evidencia alguna que respalde estas acusaciones, pero, lamentablemente, algunos medios de comunicación y ambientalistas se han hecho eco de esas noticias falsas que difunden voces interesadas, como parte de una campaña orquestada contra Seaboard.

Las voces que protagonizan esta cruzada de desinformación han aparecido de manera súbita en el escenario público como defensores del medioambiente, sin que se les conozca antecedentes ni credenciales previas en el tema ambiental.

Cada vez que los medios de comunicación han requerido información de nuestra parte, han encontrado nuestra disposición a colaborar, pero no siempre se han podido cubrir todos las acusaciones en cada una de nuestras intervenciones.

Para dar respuestas con evidencias comprobables a las noticias falsas más frecuentes, hemos creado esta página, con la intención de que medios de comunicación, periodistas, autoridades públicas y ciudadanos interesados en el tema ambiental y eléctrico puedan consultarla cada vez que deseen información no solo verídica, sino verificable.

En cada una de las entradas, publicaremos la desinformación como pregunta, y, a seguidas, la información como respuesta.

¿La barcaza afea, contamina y daña el turismo de la Ciudad Colonial?

A simple vista, se observa que nuestras operaciones no están en la Ciudad Colonial.

Estamos ubicados, exactamente, en la avenida La Marina, No. 1 Muelle Timbeque, en el Barrio Borojol de Santo Domingo, frente a Villa Francisca y el área del Timbeque, al lado del Barrio Santa Bárbara, entre los puentes Duarte y Mella o Puente de la Bicicleta. Esto es, aproximadamente, a un kilómetro de la céntrica Plaza de España (Alcázar de Colón), por tomar algún lugar de referencia icónica en la Ciudad Colonial, como se puede observar en las imágenes de Google Map.

La ubicación actual de la planta Estrella del Mar II y la propuesta para instalar la que vendrá en sustitución de esta, la Estrella del Mar III, se encuentran dentro del área Villa Francisca y al norte del puente flotante Ramón Matías Mella, más conocido como “El Puente de la Bicicleta, fuera del área general y visual que comprende la Ciudad Colonial. La apariencia de nuestra barcaza es similar a la de las embarcaciones que frecuentemente atracan y utilizan el Puerto de Santo Domingo.

En 2013, fuimos seleccionados “Premio Nacional a la Producción Más Limpia”, el prestigioso reconocimiento industrial que organiza el Ministerio de Medio Ambiente en coordinación con otras entidades que conforman el Comité Organizador, entre los que destacan vigilantes de la salud del sector turístico, como la Asociación de Hoteles y Restaurantes (ASONAHORES), la entidad privada más prestigiosa de esta industria.

Certificación del Premio a la Producción Más Limpia 2013, entregado a Seaboard por el Ministerio de Medio Ambiente.

¿Humo y gases contaminan y provocan enfermedades en comunidades cercanas?

Con la actual planta Estrella del Mar II, el 95% del tiempo generamos energía en base a Gas Natural, un insumo inodoro, incoloro y no tóxico. Solo cuando no está disponible el Gas Natural, producimos en base a fuel oil, siempre dentro de los parámetros permitidos por Medio Ambiente. El fuel oil produce un leve humo blanco, cuya composición y niveles de concentración cumple con lo dispuesto en la normativa para las emisiones de este tipo.

Cuando empecemos a operar con la nueva planta Estrella del Mar III, la generación de energía será 100% en base a Gas Natural, lo que significa que evolucionaremos a una energía más limpia, convirtiéndonos en la planta de generación más moderna y eco-eficiente de República Dominicana.

Respecto a la presunción acerca del daño de salud o por contaminación que ocasionan nuestras operaciones en las comunidades cercanas, el mayor desmentido es que nuestra empresa ha sido objeto de múltiples reconocimientos y expresiones de gratitud y buena voluntad de parte de las juntas de vecinos de Timbeque, Borojol, Villa Francisca y Santa Bárbara.

La prueba más contundente de que nuestra operación no ocasiona daños particulares a la salud es que todo nuestro equipo humano, tanto el personal de planta como el de oficina, trabaja en esas instalaciones, sin que nunca se haya reportado ningún problema de salud ocupacional. Alrededor de 200 personas trabajan en Seaboard.

Nuestras plantas Estrella del Mar I, II y III han sido diseñadas de acuerdo a los estándares establecidos por el Banco Mundial para proyectos de generación eléctrica, el Convenio Internacional para Prevenir la Contaminación por los Buques (MARPOL), así como por la Ley General de Medioambiente y Protección de los Recursos Naturales de la República Dominicana.

¿Contaminan el río Ozama por emisiones, vertidos y derrames?

• Emisiones – Los niveles de emisiones de gases de escape de la planta cumplen con lo dispuesto en la normativa del Ministerio de Medio Ambiente y los mismos son periódicamente medidos por la empresa y/o un laboratorio independiente certificado por el Ministerio para dichos fines. Los resultados se reportan semestralmente a Medio Ambiente en los Informes de Cumplimiento Ambiental.

• Vertidos – No se vierte al río ninguna substancia desde la planta, sino que todos los líquidos que se utilizan en la operación se recogen en un camión-tanque debidamente certificado por el Ministerio de Medio Ambiente, para su disposición conforme a la normativa. Esta actividad es debidamente documentada y reportada en los Informes de Cumplimiento Ambiental que se presentan semestralmente a dicho Ministerio.

• Riesgos de derrames- El combustible líquido que utilizamos se recibe mediante descarga directa a nuestros tanques, siguiendo los protocolos y procedimientos de seguridad para esta actividad, a través de una tubería de acero, debidamente certificada e inspeccionada periódicamente. En los 30 años que llevamos operando (1990-2021), nunca hemos tenido un accidente de derrame.

Nuestras plantas Estrella del Mar I, II y III han sido diseñadas de acuerdo a los estándares establecidos por el Banco Mundial para proyectos de generación eléctrica, el Convenio Internacional para Prevenir la Contaminación por los Buques (MARPOL), así como por la Ley General de Medioambiente y Protección de los Recursos Naturales de la República Dominicana.

Cabe resaltar que, desde hace ya varios años y de manera incremental, se reciben y despachan combustibles líquidos y material asfáltico en y desde el puerto de Santo Domingo y en otros puntos del río Ozama, además de alimentos a granel y en contenedores, sin que esto implique daño alguno, pues dichas actividades se llevan a cabo cumpliendo con los protocolos y procedimientos de seguridad para las mismas.

Nuestra presencia en el Ozama no solo no ha empeorado las condiciones del río y su entorno, sino que, por el contrario, ha mejorado notablemente nuestra zona de influencia.

En el Ozama, hemos instalado tuberías que canalizan hacia un punto fijo los desechos que vienen desde río arriba, los cuales luego son recogidos y dispuestos adecuadamente.

También hemos instalado mallas profundas que frenan los desechos que trae la corriente y, adicionalmente, monitoreamos varios kilómetros de distancia para enterarnos con antelación de cualquier residuo que arrastre la corriente y actuar proactivamente.

En los terrenos que hemos adquiridos, había ruinas de plantas antiguas y chimeneas en muy mal estado físico, chatarras, materiales tóxicos almacenados y derramados como por ejemplo asbestos, aceites, combustibles y otros líquidos industriales. Esos espacios han sido saneados y hoy día están en ellos nuestras oficinas corporativas, almacenes, parqueos, áreas verdes y una cancha de baloncesto.

A lo largo de tres décadas hemos invertido cerca de 50 millones de dólares en saneamiento y mejoras operativas y ambientales.

En 2017, la innovadora iniciativa social y empresarial Fondo de Agua de Santo Domingo nos entregó una certificación de acreditación en la categoría “Río” “por el apoyo a la consolidación del fideicomiso y sus aportes a la restauración de las cuencas altas de los ríos Ozama, Nizao y Haina. Esta acreditación está avalada por la prestigiosa ong conservacionista internacional The Nature Conservancy, el Banco Interamericano de Desarrollo y la Alianza Latinoamericana de Fondos de Agua.

Además de cumplir con la ley, las normas y las regulaciones ambientales, Seaboard apoya y contribuye en los esfuerzos que realizan las autoridades y muchas otras instituciones para lograr el saneamiento del río Ozama, de lo cual nos consideramos ser una parte importante y en los cuales estamos siempre en disposición de participar.

¿Calientan las aguas del río por su uso para enfriar calderas?

El agua de ríos y mares se utiliza normalmente como agua de circulación en las centrales a vapor en todo el mundo. Este sistema consiste en un circuito abierto en el que el agua entra por una tubería al condensador de la central, a temperatura ambiente, y sale por otra con un imperceptible aumento de temperatura. La norma establece un máximo de tres grados de incremento, pero nuestras plantas no alcanzan siquiera un grado. Existe un control y monitoreo continuo de esta variable, acorde con lo que establece la normativa, tanto por nuestra empresa como por un laboratorio certificado, independiente, autorizado por el Ministerio de Medio Ambiente. El resultado de esta medición es remitido al Ministerio, cada tres meses, en un Informe de Cumplimiento Ambiental. Este proceso equivaldría a echar una gota de agua tibia en una piscina olímpica: es tan pequeña la gota en comparación a la masa de agua del recipiente que no resulta alterada la temperatura de el agua de la piscina.

Nuestra planta toma agua del río para enfriamiento y la devuelve a su cauce con menos de un grado, lo que es muy por debajo de la norma ambiental, que admite hasta tres grados de incremento.

¿La barcaza provoca contaminación sónica?

Los decibeles registrados en nuestra planta son inferiores a los que produce el tránsito vehicular del área circundante. Disponemos de paredes anti-ruido y un moderno sistema de ventilación que redirige el sonido para su dilución.

Estando en nuestras oficinas corporativa, situadas al lado de la barcaza, no percibimos cuando la planta está encendida o apagada, toda vez que las paredes anti-ruidos permiten el aislamiento acústico.

Los niveles de ruido alrededor de la planta son medidos trimestralmente y reportados al Ministerio de Medio Ambiente como parte del Informe de Cumplimiento Ambiental de la empresa.

¿Fue retirada la licencia ambiental de Estrella del Mar II?


Nunca fue retirada la licencia ambiental de Estrella del Mar II (EDMII). En 2017, el entonces ministro de Medio Ambiente, Francisco Domínguez Brito, declaró a la prensa y nos notificó que no renovaría la licencia ambiental de EDM II, cuando la misma venciera, dándonos un plazo de seis meses para reubicar la planta a partir del vencimiento de la licencia. Durante los meses siguientes al anuncio, Domínguez Brito visitó nuestras instalaciones, y no solo observó nuestro cumplimiento cabal de lo dispuesto en la Ley de Medioambiente y su Reglamento, sino que también ordenó una inspección completa de nuestras operaciones. Concluido este proceso, recibimos una comunicación del Departamento de Gestión Ambiental del Ministerio, todavía bajo la gestión de Domínguez Brito, autorizándonos a solicitar la renovación de la licencia, la cual fue renovada en 2018.

¿Venció el plazo para la permanencia de la barcaza en el Ozama?


No. Tenemos un contrato de concesión del Estado Dominicano hasta 2030, a la que todavía le restan nueve años de vigencia.

¿Puede el Estado Dominicano rescindir unilateralmente el contrato de concesión u ordenar el traslado de la barcaza?

La barcaza está en el río Ozama porque así lo ha dispuesto el estado dominicano, y esto lo hizo no solo porque históricamente Timbeque ha sido un enclave eléctrico, sino por una razón estratégica: generar energía en los lugares más próximos a sus centros de consumo creciente, de manera que la transmisión de la energía pueda hacerse a precios competitivos, ahorrándole apagones a los habitantes de Santo Domingo y millones de dólares a todo el pueblo dominicano.

Para realizar un traslado de la barcaza se requiere de una ubicación idónea, que no la hay aún, con posibilidad de suministro de gas natural y apta para realizar inversiones de varias decenas de millones de dólares (un puerto y muelle adecuado, válvulas de suministro de gas natural, subestaciones para entregar la energía, línea de transmisión para la interconexión con el Sistema Eléctrico Nacional Interconectado (SENI), etc. para posibilitar la instalación y operación de la planta. Santo Domingo tiene situaciones de calidad de energía (voltaje y frecuencia), demanda insatisfecha y apagones que hacen esta unidad necesaria donde se encuentra.

En el caso hipotético de que el Estado Dominicano optara por rescindir la concesión de manera unilateral u ordenase el traslado de la planta, cualesquiera de estas acciones conllevarían un enorme costo de varios cientos de millones de dólares en logística, compensación, etc., según lo contemplado en el propio contrato de concesión.

¿Estrella del Mar III cuenta con permiso para su instalación?


Sí, Estrella del Mar III tiene una licencia ambiental obtenida y fue la que sirvió de base a nuestra solicitud de concesión en 2018, también aprobada, cuando se contrató su construcción. Posteriormente, por recomendación de las autoridades ambientales de entonces, solicitamos que fueran fusionadas las concesiones de Estrella del Mar III y Estrella del Mar II EDM II. Luego, también por recomendación de las autoridades, hemos solicitado la segregación para fines de obtener la concesión individual de Estrella del Mar III y, a la fecha 19 de abril de 2021, estamos a la espera de respuesta a esa solicitud.

¿Habrá dos plantas operando simultáneamente?


Sí, pero solo de forma temporal, mientras se dispone la venta y reubicación de Estrella del Mar II (EDM II). Esta planta ya tenía un comprador internacional en 2020, pero la operación se canceló por causa de la pandemia. EDM II iba a ser vendida a la Comisión Federal de México, para instalar en La Paz, una ciudad turística de Baja California.

Se habla de 260, 142, 150, 100 MW… ¿cuántos son, realmente?

Estrella del Mar II (EDM II) tiene una capacidad de 108 MW y la nueva planta sustituta, Estrella del Mar III, tiene una capacidad de 146 MW, por lo que, una vez EDM III reciba su concesión, estaríamos en capacidad de generar 254 MW, de manera temporal, y luego quedaría solamente EDM III operando a 146 MW.

¿Sigue siendo necesaria la planta o hay generación suficiente en RD para prescindir de ésta?

La capacidad de generación de Estrella del Mar II (EDM II) y la que ha de venir, Estrella del Mar III (EDM III), siguen siendo muy necesarias. Luego de su instalación y puesta en operación, EDM III será la planta más moderna y eficiente del país y la EDM II, junto a otras dos con tecnología similar, será entonces la segunda planta más eficiente del Sistema Eléctrico Nacional Interconectado (SENI), todas operando a gas natural.

El SENI cuenta con más de 840 MW de generación con tecnología que data de más de 20 años y, de estas plantas, más de 250 MW corresponden a tecnología de hace más de 50 años. Debido a su historial y la alta probabilidad de fallas y salidas de estas plantas con más de 20 años de operaciones es que son necesarias las plantas a gas natural como EDM II, con muchas menos horas en operación y equipos en mejores condiciones. De este modo, y con mayor razón, es muy necesaria la instalación de la EDM III, con nueva tecnología y mayor nivel de eficiencia.

Junto con otras dos, nuestra planta es la más eficiente del sistema.

¿Es cierto que las barcazas de generación eléctrica ya no se usan en el mundo, por obsoletas?


Todo lo contrario. En el mundo entero operan actualmente cerca de 60 proyectos de plantas flotantes, en algunos lugares con múltiples plantas flotantes y una capacidad combinada de 4,120 MW. En cuanto a si son obsoletas, recientemente una empresa eléctrica del Estado de Nueva York (Astoria Generating Company) contrató la construcción de 2 barcazas de 300 MW cada una para ser colocadas en la parte alta de la Bahía de Brooklyn, en la ciudad de Nueva York. De hecho, previo al COVID-19, se negociaba la venta de la planta EDM II a la Comisión Federal de Electricidad (CFE) de México para colocarla en el Centro Turístico de La Paz, en Baja California (ver tabla de proyecto CFE).

Como planta mercante, el modelo de negocio de Seaboard se basa en ser el generador de mayor eficiencia del Sistema Eléctrico Nacional Interconectado (SENI), lo que implica una más completa combustión del combustible y menor contaminación. Por ese motivo, cada 10 años renovamos nuestra capacidad de generación.

En el SENI todavía operan plantas térmicas generadoras de 840 MW de capacidad combinada, con tecnología que data de más de 20 años, y más del 25% de éstas con cerca de 40 años.

Alrededor de cada 10 años, Seaboard incrementa su capacidad de generación en 36 MW, sustituyendo su planta, actualizando su tecnología y mejorando su eficiencia, reduciendo el impacto ambiental de sus operaciones.

Estrella del Mar III está proyectada para ser la única planta térmica instalada en la gestion gubernamental 2020-2024.

La nueva planta de Seaboard será la planta más moderna y ecoeficiente de República Dominicana, con una capacidad neta de 146 MW, en base a Gas Natural, y una eficiencia (Heat Rate) de 6,222 BTU/KWh. Será 15% más eficiente que Estrella del Mar II, 33% más que Estrella del Mar y 46% más que Estrella del Norte, las plantas que le precedieron.

¿La inversión de Seaboard ya fue recuperada?


Cada 10 años, Seaboard invierte el 100% de sus ganancias operativas en la adquisición de plantas nuevas de mejor tecnología, operativa y ambiental, por lo que siempre está pendiente la recuperación de su inversión. Es por esto que, con cada nuevo proyecto, el valor de nuestra empresa de generación aumenta. Actualmente, estimamos el valor de los activos de nuestra empresa en cerca de $300 millones de dólares, sin incluir intangibles, licencias, concesiones y otros conceptos que aumentan su valor

¿Es cierto que no hay fiscalización del Estado?


No, eso es totalmente falso. Operamos en una industria regulada, con monitoreo constante de la calidad de nuestras operaciones, tanto en el plano eléctrico como medioambiental, así como en la parte financiera, en lo referente a las importaciones de combustibles, repuestos y demás, las operaciones cambiarias, los pagos de impuestos, etc. Por ejemplo, la importación de la nueva planta Estrella del Mar III requiere el pago de miles de millones de pesos, ya que la misma no está amparada por un contrato o PPA con la CDEEE, como sucede en otros casos, ni se nos han otorgado ningún tipo de facilidades para esto.

¿Recibe subsidio y exoneraciones del Estado Dominicano?


No, de ningún tipo. Por desconocimiento de la Ley General de Electricidad o de manera intencionada se dice erradamente que el combustible que adquirimos, al igual que es el caso de todos los demás generadores térmicos, está exonerado. Eso no es así. El combustible está exonerado para el usuario final, ya que la Ley General de Electricidad establece que la energía o electricidad al usuario final está exenta de ITBIS y otros impuestos, por lo tanto, quienes adquieren el combustible no pagan impuesto, o sea la tasa es cero, ya que no van a traspasar dichos impuestos a las EDES y éstas a los usuarios. Si se aplicaran los impuestos, entonces habría que restablecer el mecanismo de traspaso de estos e irían a la tarifa eléctrica, lo que no sería ni conveniente ni deseable.

¿Es cierto que la planta no es eficiente?


La existente planta Estrella del Mar II (EDMII) y la futura Estrella del Mar III (EDM III) son las unidades más eficientes del Sistema Eléctrico Nacional Interconectado (SENI). EDM II opera el 95% del tiempo con gas natural, y con fuel oil 6 el tiempo restante. Siendo estas planta, junto a otras dos, la más eficiente del mercado, su combustible jamás podría ser el más caro. Para confirmar lo anterior, los niveles históricos de despacho de EDM II, como ha sido el caso con nuestra otras dos plantas previas, son los más altos de todas las plantas térmicas que operan en el SENI.

Se comenta que nadie sabe de quién es Seaboard

Seaboard es una empresa pública estadounidense, que figura dentro de la lista Fortune 500. Participa en las áreas de producción de alimentos, alcoholes y biocombustibles, transporte marítimo y generación de electricidad, entre otras. Opera en República Dominicana desde 1990 y cada 10 años sustituye sus plantas por unidades nuevas, con la tecnología más avanzada en cada etapa. Tiene un contrato de concesión con el estado dominicano hasta 2030.